lunes, 3 de agosto de 2009

El modelo Incremental parte de una consideración en cuanto a la solución de los problemas, y es tomar el asunto en consideración por las ramas, es decir contrario a como comúnmente se expresa popularmente “coger el toro por los cachos”.

Este planteamiento flexibiliza la posibilidad en cuanto a recursos, tiempos, y permite ganar experiencia en las diferentes etapas del desarrollo de software; para percibir las bondades del modelo incremental es interesante plantear una comparación con el modelo lineal.

En el modelo lineal se plantea un proyecto con sus diferentes etapas de desarrollo, con un presupuesto especifico, proyectado a una fecha especifica de cumplimiento, con un objetivo a conseguir, se plantean unas etapas de análisis, diseño, desarrollo de código, pruebas, rediseño, y finalmente puesta en marcha del producto.

En la etapa de pruebas surgen muchos de los problemas que no se contemplaron al comienzo del proyecto, pues en el acople de los diferentes módulos surgen variables que probablemente no se habían contemplado, de igual forma surgen inconvenientes al momento de implementarlo en el usuario final, todas estas variables no contempladas y todos los inconvenientes presentados a nivel de usuario, se multiplican en la medida que los módulos a acoplar sean mayores.

Como se percibe, un proyecto de este tipo requiere de un buen análisis previo al mismo diseño, con el animo de reducir la cantidad de variables no contempladas, ya que la etapa de rediseño podría perfectamente requerir de cambios bruscos que afecten gravemente el proyecto llegando inclusive a requerir de un cambio total .

En contraste en el modelo incremental el desarrollo de software se lleva a cabo por módulos, es decir que el proyecto se entrega por etapas .

En el modelo incremental se plantea un proyecto con sus diferentes etapas de desarrollo, con un presupuesto global indefinido, proyectado en fechas especificas únicamente para cada modulo, se plantean unas etapas de análisis, diseño, desarrollo de código, pruebas, rediseño, y finalmente puesta en marcha de cada modulo.

La ventaja de desarrollar el proyecto por etapas, es que permite adquirir experiencia en la medida que se va entregando cada modulo, los inconvenientes surgidos en la puesta en marcha de las primeras etapas del proceso van dejando experiencias que permiten diseñar la siguientes partes del proceso con menores posibilidades de error entre estos el acople entre los mismos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada